LAS PERLAS, Consejos y Utilidades

Como se cuidan las perlas

Como se cuidan las perlas. Joyas Siliva.

Como se cuidan las perlas 

¿Tienes un collar o pieza de joyería con perlas naturales? ¿es nuevo? o, quizás más importante, ¿lo has heredado de un familiar? en cualquiera de los casos, seguro que te gustaría que luzca durante mucho tiempo igual que hoy, pues no te preocupes, vamos a darte algunos consejos muy sencillos sobre cómo se cuidan las perlas naturales o cultivadas para que esto sea posible.

 

Antes de nada, es importante que sepas dos cosas sobre tus perlas, y lo primero que debes saber es si tus perlas son reales o artificiales, para ello puedes echar un vistazo a nuestra publicación “como saber si una perla es real o artificial”, dónde te contamos 6 pruebas sencillas que puedes hacer tú misma para averiguarlo.

Y una vez que hayas comprobado que tus perlas son reales, también deberías saber de qué tipo son, en nuestra publicación “los tipos de perlas”, te contamos algunas características de unas y de otras que te pueden sacar de dudas.

Y ahora vamos a ver como se cuidan las perlas.

Para empezar, debes tener en cuenta que el exterior de las perlas naturales o cultivadas está formado por capas concéntricas de nácar, y el nácar es una materia orgánica, por eso, cuando las perlas son naturales o cultivadas se requieren una serie de cuidados para que no se pongan mates, ni se agrieten o pierdan capas de nácar.

Porque es cierto que cuando las perlas empiezan a deteriorarse, ya no hay nada que hacer, hasta ahora, devolver el oriente a una perla que lo ha perdido, es imposible así que con los cuidados adecuados podemos conservarlas perfectas durante mucho tiempo.

Ten en cuenta que el promedio de duración de una perla está en unos 150 años con un uso cuidadoso, pero existen perlas que aún conservan su belleza tras varios siglos.

Te habrás fijado que la mayoría de los collares de perlas naturales o cultivadas están enfilados con nudos, esto se hace para que si se rompe el collar, no se caigan todas las perlas, pero sobre todo para que las perlas no se rocen entre sí, por eso cuando tenemos un collar de perlas es importante prestar atención al nudo, y si lo vemos muy gastado o sucio, es mejor cambiarlo que intentar limpiarlo.

Es importante guardar las perlas en un estuche o en una bolsita, separadas de otras joyas, para evitar que se rocen, y que este estuche tenga un interior suave y permita la transpiración, como la seda, el algodón o el terciopelo, por ejemplo. No las guardes en bolsas o cajas de plástico.

Cuando te maquilles con cosméticos o te vayas a aplicar perfumes o lacas, hazlo siempre un rato lo más largo posible antes de ponerte las perlas, y nunca después, para que se vean perjudicadas lo menos posible.

 

Después de usarlas, lo mejor es limpiarlas con un paño suave húmedo, preferiblemente de algodón, y de vez en cuando con un jabón lo más suave posible, nunca utilices cepillos de plástico o con cerdas duras.

Aunque las perlas agradecen de vez en cuando un poco de humedad, si están enfiladas en un collar, para el hilo, esto es totalmente contraproducente, así que mejor no las sumerjas en agua, tampoco te duches o bañes con ellas, ya que el jabón puede perjudicarlas, y tampoco las mantengas en un ambiente excesivamente húmedo ni excesivamente seco.

Evita cambios bruscos de temperatura y por supuesto, los productos químicos o demasiado agresivos como el amoníaco o el vinagre. Los productos que se utilizan en joyería para limpiar la plata y el oro, o los baños químicos por electrolisis estropean las perlas, por eso antes de hacer nada de esto, hay que sacar la perla de su montura, y esto debe hacerlo un profesional.

Y en el caso de las perlas de Mallorca, como la capa exterior es orgánica, estamos hablando de unas perlas que, aún no siendo naturales, es conveniente cuidarlas como si lo fueran, pero esto te lo cuentan ellos con más detalle en su web: https://www.majorica.com/es/cuidados-de-las-perlas.

Como ves, saber como se cuidan las perlas es muy sencillo, basta con tratarlas con delicadeza para que duren perfectas durante muchos años.

Hoy en día, las perlas cultivadas de agua dulce han bajado a precios muy asequibles, por eso,  desde Siliva recomendamos que escojas tus joyas siempre con perlas naturales o cultivadas, allí dónde compres tus perlas, pregunta siempre para asegurarte.  En Joyas Siliva, no utilizamos perlas artificiales. Si tienes cualquier pregunta no dudes en consultarnos.

Y si te gusta el mundo de las perlas, y te ha gustado esta publicación sobre como se cuidan las perlas, también puedes echar un vistazo a la publicación de nuestro blog:  LA PERLA MÁS GRANDE DEL MUNDO.

Recuerda que puedes seguirnos en redes sociales, no encontrarás en facebook, Instagram y Pinterest.

Joyas de diseño SILIVA.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *